Cualquiera pensaría que Charlotte Flair no tiene ganas de aliarse de nuevo con sus ex amigas Sasha Banks y Bayley después de meses de intercambiar palizas. El martes pasado se salvó gracias a Carmella, pero estuvo a punto de que ambas la masacraran nuevamente. Y en el caso de Becky Lynch, parece que no tiene interés tampoco en volver a unir fuerzas con la rubia. Porque cada vez que los fans la llaman para que la socorra, esta no aparece. ¿Tenemos que decir adiós a las Horsewomen de WWE?

Ni mucho menos. Sabemos la facilidad con la que una alianza puede volver a formarse, solo tiene que aparecer un enemigo en común para todas. Y no importa que Banks dijera recientemente que no existe ninguna química entre ellas. Por otro lado, Shayna Baszler no quiere que la rivalidad que sus cuatro rivales tienen con sus Horsewomen de MMA se olvide. Ya no está en primera plana, como hace un tiempo, pero está en un segundo plano, esperando por la oportunidad perfecta para ese gran combate entre las ocho.

► Futuro de las Horsewomen de WWE

Y mientras la Campeona NXT hace un llamado a la guerra, mientras hace otro a la ruptura de los lazos, Flair llama a la unión con este reciente comentario en su entrevista con ESPN 5:

«Cuando estamos todas juntas, hacemos magia. No importa si nos llevamos bien, si nos lleva mal, si una quiere ocupar mi sitio, si yo quiero ocupar el sitio de alguna. No se puede decir que no tenemos una química innegable. Una química innegable».

La rubia da un paso fuera de la rivalidad y hacia el reencuentro con sus tres antiguas aliadas, quienes una vez fueron sus tres mejores amigas. Es interesante porque resulta obvio que en algún momento van a unirse de nuevo, pero en este momento no parece que vaya a suceder pronto. ¿Quiere decir con esta declaración que está dispuesta a olvidar todas las rencillas para recuperar la amistad? Entonces habría que ver qué piensan las otras tres luchadoras, si ellas también tienen la misma opinión.

Advertisements
Hablamos de