Goldberg hizo su regreso en SummerSlam y no hubo sorpresas. El tremendo ídolo de WCW se mostro en gran forma, y el público estuvo feliz con su presencia.

Así lo relatamos en nuestra cobertura:

Ziggler llega primero y dice que él es lo mejor que le ha pasado a WWE. Leyendas van y leyendas vienen y él sigue robándose el show, afirma. Da a entender que Goldberg quizá ni se presente, pero pronto es callado por la música del musculoso ídolo, quien hace su clásica entrada caminando desde vestidores.

Suena la campana y se encaran. Ziggler se aprovecha y le conecta dos súper kicks y busca el toque de espaldas. Va por el Sweer Chin Music, pero Goldberg lo detiene con Spear.

Y luego lo remata con el Jackhammer, seguido del toque de espaldas.

Ziggler toma el micrófono y dice que siga enfrentándolo. Habla como si no hubiera luchado con Goldberg, pues asegura que no es hombre como para hacerlo. Y dice que nunca lo vencerá y que es el hazmerreir de todos. Goldberg regresa y le conecta un Spear.

Vuelve a irse Goldberg y Ziggler lo vuelve a llamar, insultándolo todavía más. Lo levanta una vez más y vuelve a destrozarlo con Spear.

 

Advertisements

Hablamos de