Cualquiera hubiera pensado que la historia R-Truth vs. Drake Maverick en torno al Campeonato 24/7 iba a continuar, pero el pasado lunes Mike Kanellis fue más listo que los otros luchadores que entraron al encordado de Raw para coronarse y salió del mismo con el título. Lamentablemente para él, no le duró mucho, pues su esposa, Maria Kanellis, lo obligó a regalarle el toque de espaldas. De esa forma, la luchadora se convirtió en la primera embarazada en sostener un campeonato en WWE. Y, por supuesto, como haría cualquier persona con sentido común, ningún luchador se atrevió a intentar quitárselo.

Pero el ex dueño del mismo no tiene miedo de luchar contra una embarazada, no tiene miedo de hacer lo que tenga que hacer para ser de nuevo Campeón 24/7. Esto no sorprenderá a nadie que haya visto con las ganas que ha perseguido este título y cuán feliz era cuando lo tenía conseguido. Recientemente, el luchador ha advertido a la campeona.

«No tengo vergüenza… No tengo remordimientos… No tengo miedo… VOY A CUBRIR A UNA MUJER EMBARAZADA PARA VOLVER A SER CAMPEÓN 24/7… Sí, ACABO DE TUITEAR ESO».

Y la Kanellis tampoco tiene miedo de que lo intente, y ella también le lanza un aviso por si acaso lo hace:

«Sin vergüenza, sin miedo, sin remordimientos… ¡Solo una demanda! ¡¡Inténtalo!!».

Podría decirse que incluso Mike Kanellis está pensando en quitarle el título a su esposa. Es el primero que consigue en WWE y solo le dura unos segundos, tampoco es sorprendente que quiera disfrutarlo un poco. Recientemente publicó este tuit, que fue respondido por la campeona:

— Me siento muy conflictuado.

— Dije: «Puedes quedarte en el sofá». Pero tal vez debería haber dicho: «Puedes quedarte en la calle».

¿Quién se atreverá a derrotar a María Kanellis? ¿O será campeona hasta que dé a luz en unos meses? Veremos qué sucede esta próxima semana.

Advertisements
Anuncios
Hablamos de