Tras haber renunciado el día de ayer al gabinete del gobierno estadounidense, Linda McMahon buscará financiar la reelección de Donald Trump, ha trascendido en diversos medios. Recordemos que Linda se desempeñaba como la directora de la Administración de Pequeños Negocios (SBA).

El propio Trump anunció la dimisión y se expresó así de la esposa de Vince:

"Ella ha sido una de nuestras favoritas de todos los tiempos. Sabía que ella era buena, pero no sabía que era así de buena. Hizo un trabajo sobresaliente. Se marchará del cargo, pero se irá y nos ayudará con el año y medio muy, muy importante que está por venir".

Embed from Getty Images

McMahon había llegado al cargo en febrero de 2017. Entrar a calificar su desempeño en el cargo sería entrar en la interminable batalla política que se vive en los Estados Unidos entre Demócratas y Repúblicanos, principalmente.

Trump aseguró en una rueda de prensa llevada a cabo desde Mar-a-Lago que Linda tendrá que ver con la elección de su reemplazante.

¿Pero regresará a WWE? No. Eliana Johnson, Andrew Restuccia, Alex Isenstadt y Daniel Lippman, periodistas de Politico, fuente informativa que dio la primicia, señalan que Linda presidirá el Super PAC de Donald Trump para el 2020. Específicamente el super PAC America First Action.

Embed from Getty Images

Javier Ansorena de ABC España nos señala que un Super PAC es, "en esencia, una organización que recauda fondos y los destina a apoyar a un candidato". Sin embargo, hay un poco de polémica, pues a estas organizaciones no les es establecido una cantidad límite para donaciones de dinero a la campaña de un aspirante a la presidencia.

Linda estudió Administración de negocios en la East Carolina University. En el pasado, y en total, Linda y Vince donaron seis millones de dólares a la fundación Donald J. Trump.

Hablamos de