Con 1.90 de estatura y 130 kilos de peso, James Smith firmó en 2013 con WWE, y parecía ser de los más prometedores talentos nuevos de la compañía. Sin embargo, aunque como Bull Dempsey en un principio era promovido como un monstruo, en los últimos meses su personaje fue transformado en el de un comedor compulsivo con problemas de sobrepeso.

Bull Dempsey
«Feed me more…!»

Eso se unió a la frustración de Dempsey, que se sabe comparten muchos elementos de NXT, pues cuando firmaron esperaban un paso rápido al elenco principal, que es donde se gana un buen dinero, pues en NXT perciben menos que en TNA y en ROH.

Probablemente fue por ello que Dempsey decidió renunciar, como lo informó esta mañana en su cuenta de Twitter:

https://twitter.com/BullDempseyWWE/status/695636784051572736

«NXT ha sido algo real. Un impresionante grupo de entrenadores y compañeros y un jefe genial. Muchas gracias por la oportunidad, Triple H. ¡Nos vemos en el camino!»

 

Y prosiguió diciendo que está disponible para nuevas oportunidades de trabajo:

https://twitter.com/BullDempseyWWE/status/695637063757070336

«Habiendo dicho eso, ¡estoy disponible para fechas, apariciones, cumpleaños,bar mitzvahs y similares! Interesados escríbanme al correo: [email protected]».

Hablamos de