La discreta entrada de John Cena en Wrestlemania 29 / Photo by Alex Ruiz - Superluchas
La discreta entrada de John Cena en Wrestlemania 29 / Photo by Alex Ruiz – Superluchas

Por Carlos Antelo
John Cena, es, le guste a quien le guste, la cara de la empresa más importante del entretenimiento deportivo, lo que me lleva a recordar como comenzó su carrera en la WWE, siendo un irreverente novato que retó a Kurt Angle a una lucha que terminó perdiendo, pero dando un gran espectáculo, para luego ser un rudo rapero que no tenia mayores remordimientos en hacer trampas al aporrear con su cadena para derrotar a rivales más fuertes que el (tal y como lo hizo en Wrestlemania XX contra el Big Show por el campeonato de los Estados Unidos).

 

Con el tiempo su personaje de rapero (considerado por muchos como el mejor personaje que haya creado) fue pegando en la fanaticada, teniendo rivalidades importantes en contra del campeón vigente en aquellas épocas, Brock Lesnar y The Undertaker, por lo que ante este éxito, rápidamente fue cambiado a face durante una rivalidad en contra de Kurt Angle, para que posteriormente consiguiera la oportunidad por el titulo de los Estados Unidos ante el Big Show en Wrestlemania XX, título que lo obtuvo en 3 ocasiones, para que luego diera el gran paso en su carrera al tener una rivalidad contra el rudo más importante de ese momento de Smackdown, el vaquero multimillonario JBL. Tal rivalidad fue por el campeonato de la WWE, que desembocó en Wrestlemania XXI, lucha que ganó sorpresivamente con un FU (conocido ahora como ajuste de actitud) cuando el dominio era casi total por parte del campeón hasta ese momento y el resto, como se suele decir, es historia.

John Cena a obtenido el título de la WWE en 11 ocasiones, el World Heavyweight Championship en 2 ocasiones (si señores, 13 veces campeón mundial); En 3 ocasiones el título de EEUU, y en 4 ocasiones los títulos de parejas (curiosamente dos de estos títulos los ganó en compañía de sus rivales en wrestlemania-Shaw Michaels, The MIz; siendo las excepciones David Otunga y Batista); ganó en dos ocasiones el Royal Rumble y en una ocasión el Money in the Bank últimamente; cabe mencionar que el único título de los vigentes que le fue esquivo, o que no intentó conseguirlo fue el título intercontinental.

Esta es la carrera más impresionante de la WWE de los últimos tiempos, solamente una estrella lo iguala en cantidad de títulos mundiales, ese hombre es Triple H, y no existe indicios de que esté cerca su retiro definitivo del ring, por lo que no sería ilógico pensar que Cena pueda quebrar el record de Rick Flair de 16 títulos mundiales (lo que haría que muchos de sus haters se tiren por la ventana); sin embargo, a pesar de sus tremendos logros, una gran parte de la fanaticada lo detesta sin medida alguna, tildándolo de luchador sobrevalorado, que no puede luchar, de que tiene solo cinco movimientos que los repite hasta el hastío, que su personaje es aborrecible, que se levanta de las palizas recibidas más veces que Rocky Balboa, y que sus luchas son generalmente predecibles y aburridas, en pocas palabras: Cena Sucks.

Entonces, no cabe duda que su nombre causa revuelo en las redes sociales, ya que muchos se encargan de insultarlo hasta el cansancio metiéndolo en cualquier tema de lucha, aunque las notas no traten de él en lo absoluto; sin embargo, a pesar de los anticenas, existe una buena parte de fanáticos que simple y llanamente lo adora, es el héroe de los niños y el caballero de blanca armadura de la empresa, lucha por la verdad, el amor y la justicia (mejor que un power ranger); simboliza el honor, la fortaleza y el patriotismo de un marine norteamericano, ayuda a los débiles y protege mujeres indefensas; en síntesis, una imagen de perfección que hasta en el mundo de ficción que nos desenvolvemos cae más pesado que el Capitán América (héroe de la Marvel comics, conocido por ser demasiado moralista); por ello su personaje de héroe sufrido y victima de variadas traiciones a lo largo de su carrera ha logrado que muchos de sus fanáticos quieran que vuelva a ser el rudo rapero de sus inicios (hecho que lo veo lejano, ya que el personaje de héroe es más redituable para la empresa).

Ahora Cena es el campeón actual, fruto de la rivalidad más promocionada en lo que va esta década contra la Roca, pero cuyo resultado en el ring dejó sabor a poco, sin embargo, no sería justo echarle la culpa de este resultado al líder de la Cena nation, ya que en realidad quien vino flaqueando en ese sentido fue The Rock, cuyo ritmo de lucha y calidad de movimientos decepcionó a más de uno de sus muchos fanáticos; pero dejando ese tema de lado llegamos a la conclusión de que John Cena genera reacciones extremas, lo aman o lo odian, pero no deja a nadie indiferente, y eso es precisamente lo que se busca, ya que para conseguir tal reacción es necesario tener lo que a muchos luchadores que tienen más calidades técnicas les falta (claros ejemplos son Shelton Benjamin y Jhon Morrison), carisma, John Cena es popular a su manera, genera reacciones opacando a todos sus rivales en ese departamento, aun a Cm Punk, tremendo luchador, un micrófono maravilloso, carismático como técnico y un rudo innovador, no consigue la reacción que tiene Cena cuando se enfrenta a él (para mí el mejor rival de Cena en toda su carrera) ya que cuando ambos se carean en el ring, los gritos se dividen entre “lest go Cena” y “Cena Sucks”, rara vez se impone el nombre de un rival cuando se enfrenta a la cara de la empresa, por lo que la fanaticada en los eventos en vivo se dividen entre los que lo quieren y entre los que lo detestan, conseguir ello señores es sumamente difícil, solo he visto una reacción parecida del público durante mucho tiempo, me refiero al famoso What?, de Stone Cold Steve Austin, que de vez en cuando, hasta ahora es coreado por los fanáticos en algún que otro evento al vivo para fastidiar a algún rudo cuando está al micrófono.

Por anteriormente dicho, considero, humildemente, que Cena es el luchador más importante de la WWE de esta era (desde el 2005 hasta la fecha) y seguirá siendo la cara de la empresa por un buen tiempo más (en ningún momento lo considero el mejor ni el más técnico, ni que tal idea me agrade), así como lo fue Hogan en su momento (cuya invencibilidad como técnico duró unos buenos años) y si bien está lejos de tener los recursos técnicos del tremendo Shaw Michaels o de Bret the Hitman Hart, es necesario reconocer que tiene oficio y que nos ha regalado rivalidades épicas (contra Edge, Kurt Angle, Cm Punk, Randy Orton, Batista, JBL, Triple H entre muchos otros) y luchas memorables (contra Shaw Michaels, Cm Punk-Lucha de cinco estrellas-, Brock Lesnar, Edge e inclusive contra Rey Misterio, entre otras estrellas de la WWE), aunque es necesario el reconocer que también nos dio algunas luchas lamentables como la que tuvo con John Laurinaitis; pero a pesar de ello, no se puede desconocer que John Cena cumple con su labor, que es la de entretenernos, lo que hace que muchos esperen en cada una de sus futuras luchas, que se levante por enésima vez y aplique los clásicos Five Knuckle Shuffle, Attitude Adjustment y su movimiento de sumisión STF-U, para irse a casa con una victoria más, mientras que el resto estará haciendo fuerzas para que el rival haga trampa o lo que sea para derrotarlo.

En síntesis, lo amen o lo detesten, hablan de él, y como dice la frase “prefiero tu desprecio a tu olvido”, este personaje hace que sus seguidores compren sus coloridas camisetas y gorritos y también logra que sus detractores compren las camisetas que digan Cena Sucks, o Cena Haters, que al final de cuentas, el proveedor es el mismo, y el es un engranaje efectivo y redituable en el negocio del entretenimiento deportivo, por lo que sigan hablando mal o bien de él, solamente cumplen con el objetivo de mantenerlo vigente.

Por último y si bien es a destiempo, deseo felicitar a los fans de Cena por el cumpleaños de su ídolo que fue el 23 de abril, deseándole felicidades y suerte en sus futuros proyectos.

Hablamos de