Comenzó la batalla por el Campeonato de Parejas de la Arena Coliseo, el cetro que dejaran vacante Sansón y Cuatrero, integrantes del apabullante equipo de la Nueva Sangre Dinamita, quienes irán en pos del cetro mundial de la especialidad.

Fue justo en la función de Sábado Retro del embudo coliseíno, en donde comenzó la eliminatoria por este título vacante. Ocho parejas, conformadas por  Fuego y Star Jr., Nitro y Sangre Azteca, Esfinge y Tritón, Raziel y Cancerbero, Pegasso y Audaz, Akuma y Templario, Oro Jr. y Magia Blanca, y también Puma y Tiger, fueron los encargados de protagonizar esta primera eliminatoria.

Para definir el orden de los combates primero se realizó una campal donde Audaz y Pegasso, además del equipo de Puma y Tiger superaron a Akuma y Cancerbero, Esfinge,  Fuego, Magia Blanca, Nitro, Oro Jr., Raziel, Sangre Azteca, Star Jr., Templario y Triton.

Comenzaron entonces los encuentros eliminatorios. En la primera ronda, Los Cancerberos del Infierno (Cancerbero y Raziel) vencieron a Magia Blanca y Oro Jr.

Por su parte, Esfinge y Triton dieron cuenta de Nitro y Sangre Azteca de los Guerreros Tuareg.

Los científicos Fuego y Star Jr. no tuvieron contemplaciones con Akuma y Templario.

Por último, La Dinastía Casas (Puma y Tiger) superaron a Audaz y Pegasso.

De ahí siguieron los encuentros de Cuartos de Final, con Esfinge y Tritón superando a Los Cancerberos del Infierno (Cancerbero y Raziel); mientras que La Dinastía Casas (Puma y Tiger) se hizo cargo de Fuego y Star Jr.

En la siguitente ronda quedarían definidos los primeros clasificados a la final, del duelo entre Esfinge y Tritón contra La Dinastía Casas (Puma y Tiger). Los técnicos tapatíos mostraron lo mejor de su repertorio. Los Casas parecían favoritos dado su natural acoplamiento, pero Esfinge nuevamente tuvo un cierre espectacular y con su Nudo Egipcio sometió a Puma para llevarse el triunfo y ganar su boleto a la gran final. Ahora sólo resta esperar a los ganadores de la segunda eliminatoria que se desarrollará el próximo sábado.

 

 

 

 

 

Hablamos de