Una vez más, la lucha libre está de luto. Tan solo cinco días después del fallecimiento de Silver King, la recordada luchadora Ashley Massaro ha fallecido el día de hoy a sus escasos 39 años de edad. Todos los escasos detalles del caso enseguida.

La noticia fue dada a conocer por Gary Trock y Mike Walters de The Blast, por medio de la siguiente redacción:

«La exluchadora de WWE, Ashley Massaro, falleció, y las causas que rodean su muerte todavía no son claras.

«El médico forense del condado de Suffolk en Nueva York le dijo a The Blast que Massaro murió el jueves y fue llevada a la oficina del médico forente.

«Fuentes de la ley nos dicen que se realizó una ‘llamada de rescate’ a las 5:23 a.m. del día de hoy desde su casa en Smithtown y fue trasladada a un hospital local, donde falleció.

Ashley_Massaro
Ashley_Massaro

«Según el audio del despacho, obtenido pro The Blast, los funcionarios inicialmente respondieron al caso de una mujer inconsciente y le administraron reanimación cardiopulmonar de camino al hospital.

«Se nos dijo que la policía cree que no hubo un crimen (foul play, juego sucio) y están clasificando la muerte como ‘no criminal’. Nos dicen que la muerte está actualmente bajo investigación, pero los funcionarios no dijeron más en este momento».

Finalmente, fue la propia WWE la encargada de confirmar el fallecimiento hace unos minutos:

«Estamos tristes de conocer la trágicamente muerte de la ex Superestrella de WWE, Ashley Massaro. Ella compitió en WWE de 2005 a 2008 y fue amada por sus colegas Superestrellas y fanáticos de todo el mundo. WWE ofrece sus condolencias a la familia y amigos de Ashley».

Su última publicación en Twitter fue un mensaje publicado el día de ayer y dedicado a sus aficionados:

«Acabo de responder un montón de correos de fans, así que chicos, ¡ustedes deberían estar recibiéndolas muy pronto! Los amo a todos».

Y esta fue su última publicación en Instagram, recordando una sesión de fotos del año pasado para Paul Heyman y su marca Heyman Hustle:

Ashley llegó a WWE gracias a su bella figura, y fue ganadora del WWE Diva Search, concurso reality para buscar nuevas Divas, en el año 2005. Allí trabajó hasta julio de 2008, cuando se juntaron dos cosas: el hecho de que la revista Rolling Stone dijera que pertenecía a una empresa de escorts VIP para famosos y millonarios, lo que hizo que WWE se enojara y la despidiera, aunque luego se supo que aparentemente Ashley aprovechó el momento de la polémica para salir porque su hija Lexi estaba enferma. Aunque no logró ningún campeonato, dio algunas luchas interesantes entre lo que puede ser destacado de la división femenil de WWE de otras épocas, y ganó notoriedad pues en 2007 y 2009 posó desnuda para Playboy.

En 2016 reveló que había sido violada durante un viaje a una base militar de Irak como parte del Tribute to the Troops de WWE y se unió a una demanda contra la empresa por conmociones cerebrales junto a otros varios luchadores que no prosperó.

En la demanda también acusaba a WWE de ayudar a que desarrollara una adicción a las drogas y analgésicos y que sufrir de pérdida de memoria, migrañas, ansiedad y depresión. En junio de 2018 fue sometida a una cirugía de riñón. Y en marzo de este año había anunciado que se prepara para regresar al ring, lamentablemente ahora no podrá hacerlo.

Desde SÚPER LUCHAS deseamos que Ashley Massaro descanse en paz y pronta resignación a sus familiares y amigos. Paz en su tumba.
Advertisements

Hablamos de