El pasado viernes 19, en el Teatro del MGM National Harbor en Oxon Hill, Maryland se llevó a cabo la función que tenía por atracción principal atracción la pelea entre Teofimo López y Masayoshi Nakatani, siendo el de ascendencia latina el ganador, convirtiéndose a la par en el retador al Campeonato Mundial de Peso Ligero FIB.

Sin embargo el mundo de los puños se paralizó durante el combate semifinal, el cual enfrentaba a dos invictos: el joven ruso Maxim Dadashev (13-0-0) y el boricua Subriel Macias (13-0-0). Durante el combate Macias dominó a Dadashev a base de rectos y opers en la cabeza. El daño era muy evidente para su esquina que su entrenador, James «Buddy» McGirt, le dijo en la pausa del onceavo que ya no saliera, que lo estaban golpeando demasiado. Sin embargo el boxeador decidió no rendirse y buscar el nocáut en el último asalto. fue el propio McGirt quien le pidió al doctor de ring que interviniera  y detuviera la golpiza a la que estaba siendo sometido su pupilo en el décimo segundo.

Top Rank

Tras la decisión oficial, y cuando iba a salir del cuadrilátero, Dadashev se desvaneció y comenzó a vomitar antes de ser subido a una camilla y remitido en una ambulancia a un hospital local. El pugílista fue operado la mañana del pasado sábado 20, y fue inducido a un coma, esperando su recuperación. Pero está nunca llegó, y el día de hoy, tanto su mánager como la Federación de Boxeo Rusa confirmaron su muerte.

Dadashev era una completa promesa de la división de peso ligero, pues en 2018 había ganado dos combates ante los ex monarcas: Darleys Pérez y Antonio DeMarco. Por lo que la promotora Top Rank, de Bob Arum se hizo cargo de su carrera y lo puso en la palestra del título, sin embargo en una sola ocasión había llegado a una contienda de doce asaltos (su victoria contra DeMarco). De acuerdo al entrenador de Subiel Macias, ni él ni McGirt estuvieron conformes con que el combate se pactara a doce asaltos, pues sentían que los jóvenes no estaban listos, sin embargo la promotora pactó los doce rounds.

Top Rank

Descanse en paz Maxim Dadashev.

 

Advertisements
Hablamos de