Anuncio

Aleister Black

Aleister Black

Aleister Black, un luchador distinto en WWE

Una crítica constante a WWE es que no son capaces de crear nuevas estrellas. Aleister Black es uno de esos luchadores que podría ser una leyenda dentro de unos años. Todo dependerá de cómo continúe su carrera a partir de ahora. Desde 2016 tiene contrato con la Gran W y actualmente se encuentra trabajando en Monday Night Raw.

El nacido en los Países Bajos, de nombre real Tom Budgen, lo tiene todo para triunfar por todo lo alto en el imperio McMahon. Poco a poco está siendo impulsado hacia arriba, triunfa en cada una de las rivalidades que tiene, y promete ser una gran Superestrella de WWE en el futuro.

Ver más detalles.

El circuito independiente europeo, la cuna de Aleister Black

Corría el año 2002 cuando Aleister Black, conocido entonces como Tommy End, comenzó a entrenar para dar comienzo su carrera como luchador profesional en el circuito independiente europeo.

No fue hasta el 12 de enero de 2003 cuando tuvo su primer combate con todas las letras. En el evento FCW Monthly Mayhem III, armado por Freestyle Championship Wrestling, empresa también de los Países Bajos, venció a Joey Fields.

En su primer año no estuvo demasiado activo (solo tuvo dos luchas). Tampoco en 2004, pues no tuvo un combate hasta el mes de junio. Pero en 2005 comenzó a trabajar en la prestigiosa compañía alemana wXw. Y en 2006 viajaría a Estados Unidos para probar suerte en la también prestigiosa PWG, entre otras empresas. En los primeros años de la década de los 2000 la carrera de Aleister Black no paró de ir hacia delante.

Tanto fue así que en 2007 consiguió su primer título: el Campeonato Mundial Junior de Peso Completo ICWA. Y tardó solo unos meses en conseguir el segundo, pues a primeros de 2008 se coronó Campeón CWN. Además, en aquellos tiempos comenzó a verse las caras con luchadores que actualmente son estrellas también como Kenny Omega, Zack Sabre Jr o Eddie Edwards.

En 2009 sostendría otro título: el Campeonato de Peso Ligero FWG y confirmaría su asentamiento en la empresa wXw mientras seguía luchando por todo el circuito independiente, tanto de Europa como de Estados Unidos. Probó suerte también en la peligrosa CZW; ganando en un evento en la misma el Campeonato Mundial de Parejas xWx.

Para comienzos de la siguiente década Aleister Black decidió comenzar a trabajar en Japón para mejorar sus habilidades y trabajar en las empresas Big Japan Pro-Wrestling y Secret Base. Pasó la mayor parte del tiempo trabajando tanto en Alemania como en Japón (entre otros países), ganando por el camino el Campeonato Mundial Unificado wXw a mediados de 2013 frente a Alexander Wolfe, actual Superestrella de NXT UK. Ese año además empezó a trabajar en PROGRESS Wrestling, importante compañía con sede en Inglaterra.

Pasó los siguientes años de su carrera haciendo las delicias de los fanáticos con su talento en los encordados, luchando por todo el circuito, europeo y estadounidense, además de en empresas japonesas, y llamando la atención de las compañías más grandes, como WWE.

E iba a ser en 2016 cuando firmara un contrato con el imperio de Vince McMahon; después de catorce años trabajando como independiente.

Aleister Black llega a WWE en 2016

Los tiempos de Aleister Black en NXT

En octubre de 2016, después de haber firmado su contrato unos meses antes, Aleister Black comenzó a entrenar en el Centro de Rendimiento de WWE para convertirse en una Superestrella de NXT.

Debutó el 11 de noviembre de ese mismo año en un evento no televisado de la marca amarilla, en el que venció a Lince Dorado. Por aquel entonces todavía se llamaba Tommy End. No cambió su nombre a Aleister Black hasta primeros de 2017, debutando como tal en otro house show amarillo, pero en esta ocasión ante Velveteen Dream, que se llamaba Patrick Clark. En ese entonces no sospechaban que tendrían una gran rivalidad en NXT.

Aleister Black tuvo su debut en pantalla en enero de 2017 dentro de torneo del Reino Unidos de WWE, perdiendo ante Neville (ahora, PAC, en AEW). Poco después comenzaron a verse en la marca amarilla videos promocionando el debut de Black en TakeOver: Orlando. Un especial en el que no solo enfrentaría sino que vencería a Andrade “Cien” Almas. Tampoco sospechaban lo que ocurriría entre ambos más adelante.

Con el paso de los meses fue teniendo más oportunidades en la televisión amarilla, participando en agosto en TakeOver: Brooklyn III, donde derrotó a Hideo Itami (ahora, KENTA, en NJPW). La carrera de Black siguió subiendo como la espuma y dos meses después, en TakeOver: WarGames, venció a Velveteen Dream. Los dos estaban asentados como promesas de WWE.

Pero Aleister Black iba a verse impulsado con más fuerza y rapidez pues en enero de 2018 derrotó a Adam Cole en TakeOver: Philadelphia. Nadie podía parar su ascenso. Tanto fue así que en abril de ese mismo año se coronó Campeón NXT al vencer a Andrade en TakeOver: New Orleans. El luchador de los Países Bajos estaba en el mejor momento de su carrera.

Y este momento no acabaría pronto. Dos meses después de coronarse defendió con éxito el título ante Lars Sullivan en TakeOver: Chicago II. Pero después de ese triunfo no tardaría mucho en perderlo; tan pronto como el mes siguiente fue derrotado por Tommaso Ciampa en un episodio semanal, dándose una de las mayores sorpresas de NXT.

Perdió el título por culpa de Johnny Gargano, por lo que comenzaron una rivalidad. Una rivalidad que los llevó a enfrentarse en TakeOver: WarGames II, ganando Aleister Black el combate. El “Destructor Holandés” no acabó de la mejor forma 2018 después de todo y además a primeros de 2019 falló intentando recuperar el Campeonato NXT de manos de Ciampa en TakeOver: Phoenix. Pero en ese mismo mes de enero de 2019 tuvo su primera oportunidad en un PPV de WWE: Royal Rumble. Entró como participante en la campal, causando una gran emoción en la fanaticada.

Aleister Black abandona NXT por las marcas principales

Poco después se confirmó su abandono de NXT para comenzar a trabajar en las marcas principales. La carrera de Aleister Black continuaba hacia arriba. Su aventura en Raw y SmackDown, sin olvidar ocasionalmente la marca amarilla, inició al lado de Ricochet. Juntos ganaron el Dusty Rhodes Tag Team Classic 2019 y tuvieron varias oportunidades de coronarse en diferentes marcas. Hasta el punto de que en WrestleMania 35 lucharon por el Campeonato de Parejas Raw. Después de esa derrota pasaron unas semanas más aliados hasta que Black fue enviado a SmackDown.

En la marca azul pasó unos primeros meses bastante confusos, apareciendo únicamente en televisión en segmentos diciendo que estaba esperando un oponente. Después de no tener mucho éxito, por el mal manejo de WWE, en SD, fue enviado a Raw a finales de 2019.

En la marca roja se encuentra desde entonces. No ha estado haciendo tanto como podría de acuerdo a su talento en 2020, pero sigue siendo impulsado hacia delante, hacia arriba, lentamente. Con el paso de los meses veremos si acaba de asentarse como un luchador importante de WWE.