En SÚPERLUCHAS platicamos con Stigma, luchador perteneciente a la filas del Consejo Mundial de Lucha Libre. El gladiador poblano pertenece a la dinastía de Huroki Sito, Sugi Sito y Manuel Robles, su padre es El Jabato.

Stigma nos cuenta sobre sus inicios en la lucha libre en Puebla y la Arena México, anécdotas a lo largo de su carrera, metas y expectativas, además de brindarnos su opinión sobre el Aniversario 85 del CMLL y la rivalidad entre Rush y L.A. Park.

¿De dónde surge tu pasión por la lucha libre?

Como algunos sabrán, yo vengo de una familia luchistica, desde mi abuelo, los hermanos de mi abuelo, mis tíos, mi padre.

Yo vengo de la descendencia de Huroki Sito, Sugi Sito, Manuel Robles y mi papa El Jabato; promotor administrativo de la Arena Puebla del CMLL.

Es algo que yo ya traía en la sangre, yo ya lo tenía, uno nace con ese gusto.

¿Cómo fueron tus inicios en la lucha libre profesional?

Empezaron cuando yo estaba estudiando la preparatoria, empecé con el gusto, con la cosquilla de querer entrenar lucha libre, en la Arena Puebla, bajo el mando de Toro Bill, él era quien estaba encargado de la escuela de lucha libre en ese tiempo. Posteriormente estuvo Policeman.

Donde yo aprendí mucho fue con Black Tiger, son luchadores que han tenido cartel dentro de la Arena Puebla, ya con bastante lona recorrida y experiencia, ellos han enfrentado luchadores de diferentes Arenas y diferentes lugares de la república.

¿Cuál ha sido tu momento más grato arriba de un ring?

Han sido varios momentos, de los más destacados te puedo decir el de mi debut, que fue en la Arena Puebla en mes de aniversario, la verdad muy nervioso, iba ser mi primera experiencia para enfrentarme “al mounstro de mil cabezas” como es el público y posteriormente a mis rivales.

Era un compromiso que yo tenía que sacar, puesto que, ya la gente sabía que yo pertenecía... que el debutante era hijo de El Jabato, nieto de Don Manuel Robles, y pues, tenía el compromiso de sacar una buena lucha.

Ese fue un momento muy bonito, muy difícil, que, a final de cuentas lo pude superar, lucisticamente hablando, ya a lo largo de estos casi nueve años como luchador profesional.

¿Quién fue tu ídolo en la lucha libre?

A mí me tocó vivir la etapa de los luchadores de los 80’s-90´s, cuando yo era niño, me gustaba ver en ese tiempo al Hijo del Santo, Negro Casas, Atlantis, Satánico, Ultimo Guerreo, Rey Bucanero, Shocker, Máscara Mágica, me toco esa generación.

Pero de todos los que te acabo de mencionar para mí el que marcó luchisticamente hablando mi vida como ídolo fue el Hijo del Santo y posteriormente Shocker, fueron para mí los más emblemáticos. Tengo la fortuna de tener máscaras originales de ellos y poder convivir, para mi es algo muy bueno.

¿Quiénes fueron tus maestros sobre el ring?

Mis maestros fueron Toro Bill, Policeman, Black Tiger. Posteriormente cuando yo ya entre a la Arena México de lleno al roster del CMLL, fue el Sr. Franco Colombo y ahorita estoy con Último Guerrero. Esos son mis maestros de los últimos tiempos.

¿Quién sería tu rival para un combate de ensueño?

Enfrentarme a las leyendas del CMLL, que han marcado una era dentro de esta empresa, un Negro Casas, un luchador que es un caballo de mil batallas el señor, le guardo un gran respeto. También al Sr. Último Guerrero, me gustaría enfrentarlo, ya lo he enfrentado.

Pero, si serían ellos mis rivales de ensueño, los luchadores que han dejado huella dentro de la lucha libre.

¿Qué significó para ti El Torneo Sangre Nueva 2012?

Esa primera edición, Sangre Nueva 2012, fue mi debut como luchador profesional en la Arena México. La verdad me sentí muy contento, muy emocionado. Cuando vi la cartelera que estaba yo programado, la verdad me dio mucha felicidad el poder pisar la Arena México.

Fue el enfrentarme a luchadores que hoy ocupan sitios estelares, y que en un momento dado uno no pierde la esperanza, uno no quita el dedo del renglón, el poder llegar a ser luchador estelar dentro del CMLL.

Aquí es estar en la empresa más antigua y más importante del mundo, luchisticamente hablando, pues es algo muy padre.

¿Y otros torneos, como El Torneo Cibernético 2012, por ejemplo?

Han sido torneos importantes, porque, han sido oportunidades que uno como luchador quiere. Son catapultas para llegar a ocupar sitios estelares, para alzar la mano y decirles que también acá trae uno cosas importantes que aportar a la lucha libre.

Para mí, esos torneos han sido eso, una oportunidad en la cual yo salgo a dar lo mejor de mí, para agradarle al público principalmente y posteriormente dar un papel importante y agradarle a la gente que trabaja en la empresa, para ser tomado en cuenta.

¿Cómo recibiste la noticia de tu participación en Fantasticamania 2015?

Para mí fue una grata noticia, una grata experiencia, era uno de mis sueños. Primero, era debutar como luchador, segundo, era debutar en mi casa la Arena Puebla, tercero, llegar a la Arena México.

Posteriormente ganar un lugar en la empresa y las oportunidades que se fueran a dar. Y esta oportunidad de irme a Fantasticamania 2015 para mí fue algo muy importante. Creo yo que la oportunidad me la dio la gente del CMLL. Porque ya sabía que yo había ganado dos máscaras, y que en un momento dado podría hacer un buen papel.

¿Qué significa el CMLL para ti?

Es mi casa, será mi casa y la verdad agradecido con la empresa en darme las oportunidades que me dan, en tomarme en cuenta en todas sus plazas. Soy muy afortunado en pertenecer a la mejor empresa de lucha libre a nivel mundial.

¿De todas tus luchas, cuál ha sido tu favorita?

Trato de que todas mis luchas sean muy, muy buenas, obviamente las luchas son un compromiso con un rival y con la afición, pues siempre pesan y tienen más peso.

 ¿De todas tus luchas de apuestas, cuál ha sido tu favorita?

Mi lucha contra Espíritu Maligno fue para mí una catapulta para que la gente volteara y se fijara en mí. La afición de la lucha libre me puso los ojos en ese tiempo. Posteriormente cuando yo gané la máscara de Camorra, también fue para mí otra grata experiencia, defender mi máscara dos veces en un año, la verdad sí fue muy padre ese año 2013, para mí fue muy importante.

 ¿Cuál ha sido tu mejor y peor anécdota o aprendizaje, a lo largo de tu trayectoria como luchador?

Una anécdota fue que saliendo para la Arena Puebla me tocaba luchar, puse mi maleta, la había puesto en un carro, en tu casa tenemos dos carros. Y cuando me decidí ir, agarre las llaves del otro carro, llegando al estacionamiento de la Arena, abro la cajuela y no tenía yo mis cosas.

Me tuve que ir a la casa de volada, a cambiarme y de hecho ya me salí de tu casa cambiado y pues la gente creía a lo mejor que no tenía playera, ya llegando a la arena ya nada más me puse el resto de mi equipo.

¿Quién ha sido el mejor rival que has enfrentado hasta ahora?

 El luchar con toda la gente del CMLL, son rivales que saben de la lucha libre, son rivales complicados, tanto rivales como compañeros son luchadores complicados.

No tengo un luchador por cual decirte este es el más complicado. Creo que todos tienen su propio estilo, la gente los ubica con sus movimientos, sus castigos, son luchadores que se dan a conocer por eso.

Decirte algún rival, un luchador difícil, pues ahorita creo que los que están haciendo mucho ruido dentro de la empresa, un Rush junto con Los Ingobernables, un Último Guerrero.

 ¿Cuáles son tus metas para este año?

Seguir en el agrado del público, siempre ha sido como meta diaria estar en el gusto de la afición, el que no me pierdan la huella, estar sacando buenas, tratar de dar muy buenas luchas, para que la gente salga contenta y de verdad salga contenta del boleto que pago.

Porque a final de cuentas nosotros nos debemos a toda la afición de la lucha libre. La afición de la lucha libre te puedo decir que es igual o un poquito más que la del fútbol de exigente. Obviamente aprovechar las oportunidades del CMLL y que uno mismo busque.

 ¿Cuáles son tus expectativas para el Aniversario 85 del CMLL?

Han surgido rivalidades este año muy importantes, está la rivalidad entre Rush y L.A. Park, una rivalidad que ha llamado la atención porque Park era del bando rudo, su cambio al bando científico si ha dado de que hablar.

Creo que tiene los recursos importantes, él ya sabe lo que es probar las mieles de la lucha libre. Rush, es un luchador que ya todo mundo conocemos, ahorita con su temperamento, con su facción de Los Ingobernables, es lo que le ha ayudado a tener ese boom dentro de la lucha libre y sobre todo las rivalidades que ha tenido.

Advertisements
Hablamos de