Los combates perdidos de WrestleMania

Compartir es bueno
Share on facebook
Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on whatsapp
Anuncio

WrestleMania 31 fue, sin duda, espectacular, pero también controvertida, especialmente por su cartel. El camino a WrestleMania estuvo lleno de polémicas por esta cuestión, hasta el punto que se habló más de los combates que no se celebraron que de los que sí. No es la primera vez que ocurre algo similar; la historia está llena de “combates perdidos” que estuvieron a punto de realizarse en una WrestleMania, pero que finalmente no se dieron por distintas razones.

HULK HOGAN vs. RIC FLAIR
en WRESTLEMANIA VIII

Tal vez los “combates perdidos” más significativos de la historia de la WrestleMania tengan como protagonista en común a Hulk Hogan. Así, en la WrestleMania VIII, todo parecía indicar que por fin veríamos al Hulkster enfrentándose a Ric Flair, el duelo más soñado por los aficionados, el que reunía en un ring a los dos máximos dominadores de la lucha estadounidense de los ochentas. Nunca se ha revelado la verdadera razón por la cual no se llevó a cabo el encuentro.

Brian Shields, autor del libro 30 Years Of WrestleMania, dijo al respecto el año pasado:

Para los fans de una cierta era, historiadores y aficionados del género, la lucha de Flair-Hogan que no se llevó a cabo en WrestleMania VIII es uno de los más grandes misterios de WWE. Muchos tienen una opinión, pero no citan las razones.

Y en mi opinión, no estoy seguro de por qué no vimos la lucha. Pueden ser varios los motivos. Ambos compitieron en el ring ese día. Ric Flair tuvo un fantástico match con Randy Savage por el Campeonato Mundial de Peso Completo WWE. Creo que la gente estaba decepcionada de que la lucha entre Hulk Hogan y Sid Justice terminara en descalificación, pero amaron el regreso del Ultimate Warrior".

Una de las razones más difundidas, y que podría ser la real, es que durante los meses previos a WrestleMania, Hulk Hogan y Ric Flair se enfrentaron muchas veces en los eventos no televisados (el 6 de enero del 92 hasta dobletearon en Miami y en Daytona Beach) todas terminando por conteo fuera, a veces a favor de Hogan y a veces a favor de Flair, y siempre el público apoyó más a Ric Flair. Según esta versión, Vince McMahon no quería que los más de 60 mil aficionados que se reunieron en WrestleMania abuchearan a Hogan.

 

En la imagen de arriba, vemos a Hogan vs. Flair el 29 de diciembre de 1991, en el Madison Square Garden. Ese día se grabaron luchas para Prime Time Wrestling, pero la de Hogan fue la estelar no televisada. Hogan ganó por conteo tras azotar la cabeza de Flair en el poste. Esta lucha puede verse en Hulk Hogan's Unreleased, colección lanzada en 2009.

HULK HOGAN vs. STONE COLD STEVE AUSTIN
en WRESTLEMANIA X8

Más frustrante fue el otro “combate perdido” de Hogan en WrestleMania, en este caso en la X8, en la que se habló de una lucha contra Stone Cold Steve Austin, que nunca se produjo. En este caso fue la negativa de Austin la que nos privó del este combate, pues como ha dicho en muchas entrevistas, no pensaba que la lucha pudiera ser buena. Y a diferencia del caso Hogan Flair, donde ambos se enfrentaron en las luchas previas a WrestleMania VIII, en todas las luchas no televisadas desde No Way Out 2002 hasta WrestleMania X8, Austin luchó siempre con Scott Hall.

 

Cierto que en aquella ocasión vimos otro “icono contra icono” espectacular, Hulk Hogan contra The Rock, pero muchos aficionados seguiremos añorando el choque de trenes que podía haber sido ver al líder de la Attitude Era frente al del nWo. Al luchador más popular de los ochentas contra el luchador más popular de los noventas. Y fue una lucha que nunca se llevó a cabo, ni en house show, y es prácticamente imposible que alguna vez suceda.

BROCK LESNAR vs. DANIEL BRYAN
STING vs. UNDERTAKER
en WRESTLEMANIA 31

Pese a estos antecedentes históricos, probablemente la polémica por el cartel de una WrestleMania había dado tanto que hablar como este año, tal vez porque en la era de internet es más difícil decirles a los aficionados a quién tienen que aplaudir. La reacción negativa hacia Roman Reigns y los aplausos a Seth Rollins, pese a interpretar el papel de un villano oportunista y traidor, parece que tienen más que ver con el desacuerdo con el rumbo de las historias, que con las cualidades de estos dos luchadores, a mi entender, incuestionables —cada uno en su estilo.Brock Lesnar vs. Daniel Bryan

Lo malo de contradecir a los aficionados que hubieran querido ver un Brock Lesnar vs. Daniel Bryan y un Sting vs. Undertaker, es que inevitablemente compararán los combates celebrados con los que ellos hubieran querido ver, tal y como ellos se los imaginan, y así es muy difícil complacer a todos, por buena que haya sido la WrestleMania 31 que, desde luego, nos dejó grandes momentos.Sting vs. Undertaker

¿Qué rumbo tomará la WWE en el futuro cercano? ¿Seguirá su “bookeo” independientemente de la opinión de los aficionados o la tomará más en cuenta? ¿Veremos medirse a Lesnar con Bryan y a Sting con el Undertaker en WrestleManias futuras o quedarán como combates perdidos para siempre?

Anuncio