La edición número 36 de WrestleMania, todavía tiene bastantes boletos disponibles en el mercado original. Y eso ha afectado a los revendedores.

A diferencia de las últimas WrestleMania, como la edición número 35, que en tan solo una hora se agotaron todos los mismos y se colgó el cartel de Sold Out, WrestleMania 36 tiene muchos boletos por vender.

► Boletos de WrestleMania 36

El motivo podría ser que son tremendamente caros. Un puesto frente a la hard cam, en donde generalmente se ve a un hombre de gorra gris y de camiseta verde, cuesta 10 mil dólares. Y otros, también de primera fila, pero más retirados del ring, cuestan 2 mil 500 o 4 mil 500 dólares en Ticketmaster. Los más baratos desde 100 dólares.

Así que la mayoría de boletos que se han vendido son de fans que compran por la marca de WrestleMania y su reputación, y los revendedores, a los que les ha estado yendo algo mal, como reveló Dave Meltzer en la más reciente edición del Wrestling Observer:

WWE WrestleMania 36 Boletos de WrestleMania 36
Boletos de WrestleMania 36

«El mercado de las reventas de WrestleMania para los asientos de las gradas es débil, ya que no se venden y el show no está Sold Out. Se me dijo que tú incluso puedes obtener algunos de los asientes más baratos, por debajo del valor nominal. Los revendedores realmente tienen problemas con la lucha libre desde hace algunos meses, ya que no aciertan a los pocos shows que tendrán una gran demanda, y compran en exceso boletos para los shows que, creerías que tendrían una gran demanda de fans, pero al final no es así.

«Hablé con alguien en el negocio de los boletos y me dice que esto pasa más que todo con AEW, por ejemplo, los revendedores no leyeron bien que los shows en Chicaco serían un éxito y un lleno total, y luego se volvieron locos comprando boletos para los shows de Washington, Philadelphia y Boston y perdieron bastante en dos de esos tres shows«.

Hablamos de