Hace pocos meses, el mundo se le vino abajo a Lio Rush. Problemas de actitud detonaron una serie de sucesos que, eventualmente, provocaron que cayera en desgracia en WWE. Varios veteranos hablaron sobre el caso, reprendiéndolo públicamente. Pronto Lio Rush fue congelado, y se pensó que había sido despedido. Sin embargo, aunque él ha pedido su rescisión, WWE lo mantiene en su plantilla, pero teniendo cero planes para él.

Ahora Lio Rush se ha decidido a hablar. En una reciente entrevista, dijo que no se considera una mala persona, pero como es muy callado los demás piensan que es un engreído.

Esta vez fue entrevistado por Justin Barrasso, para Sports Illustrated, y el luchador pudo ahondar más sobre su historia:

«Siempre he tenido más que un objetivo. Sí, mi objetivo fue ser un luchador profesional y lograr grandes cosas, pero otro objetivo siempre ha sido trabajar en la industria de la música. Eso es lo que he estado haciendo con Scenic Lullaby».

«Quería renunciar a la vida»

«Hace siete años estaba en un estado suicida. Hubo un momento en el que estuve hospitalizado durante unos días porque estaba en un estado tal malo. Fue muy difícil continuar, pero tomé la decisión de no renunciar. Decidí seguir avanzando. Hubo un momento en que quería renunciar a mis sueños, simplemente renunciar a todo, quería renunciar a la vida. Escribir la letra de Scenic Lullaby fue terapéutico para mí. Pongo mis palabras a la música para que otros puedan sentir mi lucha, entender por qué soy quien soy y sentir lo que siento a diario. Quería darle a la gente algo que pudieran sentir.

«Es real y es crudo. Quería asegurarme de expresar mis emociones en el vídeo y la letra. Quería que mi música encajara en la portada, lo que me hace sentir como cuando era un niño y estaba con mi hermana. Es por eso que hay una escena en el vídeo donde me senté en un columpio en un patio de juegos, recordando los viejos tiempos. Hay otra escena en la que estoy sentado en el piso del baño. Eso representó el punto más bajo de mi vida. Todos mis momentos difíciles han producido cosas buenas, y ese es mi arte, mi música y mi trabajo en pantalla. Esos tiempos han ayudado a alimentar mi fuego».

Embed from Getty Images

Su pasión por la lucha libre y la música se combina con la de su familia y por eso decidió Scenic Lullaby a sus dos hijos:

«Quiero que mis hijos puedan escuchar esta canción un día y saber que trabajé muy duro. Quiero que sepan que trabajé toda su vida para proveerlos y darles un buen ejemplo».

Y acerca de su regreso a WWE:

«En este momento, estoy pasando tiempo con mi familia y trabajando en otros proyectos. Pero ser un luchador profesional ha sido mi sueño desde que tenía cinco años, y mi corazón todavía está en ello. Solo tengo 24 años. Todavía voy a seguir con una carrera en la lucha libre profesional. Tengo mucho tiempo delante de mí. Todavía voy a seguir luchando. Este no es el final para mí. Estoy trabajando en mi música, echo de menos luchar, hasta la muerte, pero tal vez esto ocurrió para darme tiempo de lograr algunos de mis objetivos en la música».

A continuación Scenic Lullaby (Canción de cuna escénica) de Lio Rush y algunos puntos destacados de la misma, que ha recibido críticas positivas:

  • Revela que lo tenía todo, pero un día su mamá lloró por alguna razón. Probablemente quedaron en mala situación económica, por lo que dejó la escuela y empezó a fumar, probablemente marihuana, así que oró por días mejores hasta que «ese papel» o el contrato con WWE llegó a callarlo a él mismo, quien resalta que se hizo a sí mismo a pulso.
  • También señala que agradece que su hermana Shonda haya arreglado sus problemas con la bebida.
  • Y recuerda largas noches de insomnio y llenas de dolor:

«El diablo quiso tenerme, pero fui pescado por el plan de Dios para ayudarme a hacer mejores decisiones. […] Recuerdo largas noches luego de días negros en donde mi corazón estaba negro y mi mamá estaba estancada en un lugar oscuro, tuve que jugar con los tiburones solamente para ser libre»

Advertisements

Hablamos de