Kevin Nash revela que su hijo tenía Síndrome de Asperger

Por | |

El pasado 20 de octubre, la tragedia golpeó la vida de Kevin Nash y su esposa, Tamara Nash. Solamente un par de semanas después de que su hijo, Tristen Nash, decidiera ayudarle y trabajar con él en su podcast, Kliq This, fallecía repentinamente con tan solo 26 años de edad.

Y como ya lo reportamos aquí en SÚPER LUCHAS, la más reciente edición de su podcast fue dedicada a su hijo, Tristen. Allí, Nash no solamente reveló que fue una convulsión la que le causó un infarto a su hijo, siendo este el motivo de su muerte, sino que entró en detalles como revelar que tenía asperger y sufría de problemas con el alcohol. Estas fueron sus declaraciones:

Kevin Nash y su hijo Tristen Nash
Kevin Nash y su hijo Tristen Nash

► Con amor, así recuerda Kevin Nash a su hijo Tristen Nash

“Él ya había tenido un par de incidentes con el alcohol. De hecho, nos sentamos aquí el miércoles de la semana pasada, y durante el transcurso de la grabación del podcast, bebió cuatro o cinco cervezas sin que yo lo supiera.

“Me enojé con él porque sabía que desde principios de año tuvo una situación con el alcohol que requirió que estuviera hospitalizado durante casi 60 días. Justo después del show, tomamos la decisión de dejar de beber. Ambos. Y una semana después, fallece.

“Cuando miras hacia atrás, digamos que puedes ver que él no se sentía bien de salud. Así que mi esposa y yo lo atendíamos de la mejor manera y le proveíamos todo lo que necesitara. Sabíamos que estaba tratando de lograr superar esto.

“Ahora, viendo en el sitio web WebMD, me entero de que si frenas de golpe el alcohol o las drogas, lo que se conoce como cold turkey, esa abstinencia repentina hace que tengas un mayor riesgo de tener una convulsión.

Kevin Nash en WrestleMania 31 - WWE
Kevin Nash en WrestleMania 31 – WWE

“Tristen estaba muerto en su cuarto. Lo reanimaron y lo llevaron al hospital. Y trataron de salvarlo, pero el doctor me dijo: ‘Tu hijo no va a sobrevivir’. Y yo le dije: ‘No voy a dejar que le quiten en tubo de respiración. Eso no pasará. No se lo quitaré, esa no es una opción. Me dijiste que cuando tuvo el paro cardíaco, su corazón se dañó, por eso es que no podemos subir su número de la presión arterial diastólica’.

“El ventrículo inferior se había dañado hasta cierto punto porque no tenía la capacidad para empujar la sangre. Su número superior, la presión sanguínea sistólica, tenía un número mucho más alto del recomendado y, aunque médicamente lograron bajarlo, estaba con una presión de como 111 sobre 55.

“Dejó de orinar. Se juntaron tantas cosas. Mi hijo era autista. Mi hijo tenía Asperger. Mi hijo tenía una educación muy, muy alta, un coeficiente intelectual muy, muy alto, pero mi hijo era autista, además de todas esas cosas”.

Kevin Nash

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado.

Suscríbete
Notificación de
guest

0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
0
Nos gustaría escuchar tu opinión.x