Heath Slater comenta su emotiva despedida de WWE

Por | | ,


Algunos dirán que WWE hizo uso de su poder para enterrar a Heath Slater la pasada noche en Raw antes de que este comience su andadura en otra compañía (las previsiones apuntan a Impact Wrestling). Pero un servidor, que no se caracteriza desde luego por defender sistemáticamente a la compañía McMahon, cree que Slater tuvo un bonito cierre de ciclo con su implicación ayer en el episodio de la marca roja.

Porque no puede hablarse de manera alguna de un enterramiento, pese a su derrota frente a Drew McIntyre en menos de medio minuto, ya que su estatus en la empresa no pasaba desde hacía varios años de hacerlo lucir como mero talento de bajo cartel encajador de derrotas. Resultaba lógico que Slater apenas pudiera presentarle competencia a McIntyre, quien se encuentra en su mejor momento.

Y el primer Campeón de Parejas SmackDown tuvo su último momento de gloria, cerrando círculo, cuando finalmente hizo las paces con McIntyre y ambos hicieron el gesto característico de 3MB

Heath Slater se despide de WWE
Heath Slater se despide de WWE

 

► Heath Slater se despide de WWE


Y hubo más, ya que la empresa también tuvo el detalle de dejar que Slater compartiera unas palabras con el Universo WWE tras la emisión del show. 

«Esto es algo que había que hacer. Drew y yo nos conocemos desde hace tiempo, y me prometió algo que yo quería, así que gracias a Dios que ocurrió. Él es el hombre, el campeón, mi hermano dentro y fuera del ring. Estoy seguro de que me quiere después de que me ayudase a levantarme y me diera una abrazo. Esto fue un bonito cierre de capítulo. Ya veremos qué me depara el futuro».

«Os quiero a todos. Gracias mi amigo, mi hermano»

24 horas después de su despido, a mediados del pasado abril, Slater agradecía de esta manera a WWE sus últimos 14 años.

«Supongo que quieren escucharme soltar mier**, ¿verdad? Es broma. WWE nos ha proporcionado ingresos a mí y a mi familia, y sin ella, no hubiera tenido tantas experiencias, oportunidades y relaciones. Todos tenemos nuestras subidas y bajadas, pero a fin de cuentas, WWE construyó un sueño para mí, que algunos ni siquiera creyeron que se hiciese realidad. Me siento agradecido por eso [...]»