Fabulous Moolah y su legado negativo en la lucha libre femenil

Por | | , ,

El nombre de Fabulous Moolah sigue pesando dentro de la historia de la lucha libre femenil en los Estados Unidos, por razones positivas, pero sobre todo razones negativas. Los efectos de su legado pueden sentirse incluso a día de hoy en la lucha moderna de los Estados Unidos.

► Puño de hierro

En su momento, Moolah controló la escena luchística femenil con puño de hierro. Para poder ser luchadora en Estados Unidos, era necesario pertenecer a un grupo itinerante, pues las mujeres era consideradas atractivos especiales, y no permanecían más de un par de semanas al año en el mismo territorio. Y el grupo principal (por mucho tiempo el único) era el de Moolah..  

Por conseguirles trabajo, Moolah les cobraba a sus luchadoras comisiones de entre 25% y 30%, y además las hacía vivir en su propiedad, en unos dúplex que les rentaba.

Tampoco hay que ignorar que explotó sexualmente a muchas luchadoras. En más de una ocasión se la ha acusado de ser una proxeneta y de explotar a incontables mujeres.

Moolah no permitía que ninguna otra luchadora le quitara protagonismo, y no hay mejor ejemplo que lo que sucedió con Wendi Richter, pues conspiró con Vince McMahon para quitarle el Campeonato Mundial Femenil WWF. Nadie más que ella podía ser la estrella principal de la lucha libre femenil en los Estados Unidos.

►Consecuencias 

El estilo que Moolah enseñaba tampoco fue de lo mejor. Era un estilo muy poco atlético y más enfocado en jalarse el cabello en enfrentamientos cortos que no pasaban de los 5 minutos. Este estilo ayudo mucho en crear una brecha entre la lucha de los Estados Unidos y la que se veía en países como México y Japón.

Las consecuencias se sienteN incluso en la actualidad. Moolah impidió por muchas décadas la explosión de la lucha libre femenil. Todo esto creo que muchos fans perdieran cualquier interés sobre las mujeres en la lucha, y sólo aceptaban verlas como valets, acompañantes o simplemente como objetos sexuales, y esto se mantuvo vigente hasta hace muy pocos años.

► Actualidad

Por mucho tiempo Vince McMahon hizo todo lo posible para que a Moolah se la viera como una leyenda, una innovadora, casi una diosa para la industria, alguien que desafiaba las normas de género. Este legado mentiroso se trató de expandir en 2018 llamando a la campal femenil de WrestleMania en su honor, pero los fans iniciaron una protesta que llegó hasta oídos de los patrocinadores, logrando que la empresa reculara.

La lucha libre femenil en los Estados Unidos ha ido creciendo estas últimas décadas y poco a poco se va recuperando el tiempo perdido. La industria en general está apostando más por la lucha libre femenil, y las propias luchadoras están borrando el impacto negativo que Moolah dejó. Pero aún queda mucho por hacer.

Jamie Hayter Rebel y Britt Baker en AEW Full Gear 2022

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado.

Suscríbete
Notificación de
guest

0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
0
Nos gustaría escuchar tu opinión.x