Son muchas las cosas que suceden en WWE cuando las cámaras están apagadas como, por ejemplo, en los eventos no televisados. No suelen ser filmados por la empresa y son muchos más combates los que se celebran en los mismos a lo largo del año que en televisión. En muchos casos son más atractivos. También existen los combates y segmentos que no salen en pantalla después de Raw o SmackDown. Por ejemplo, anoche se vieron dos luchas muy interesantes tras el programa de la marca azul.

Y hay ocasiones, las menos, en que las cosas pasan cuando las cámaras están apuntando a otro sitio y las Superestrellas se ponen creativas. De esto hablamos ahora, porque fue precisamente lo que hizo Big E con Corey Graves durante la entrada del New Day anoche en televisión. El trío entró en escena para hacer frente a Randy Orton con The Revival, siendo los rudos los vencedores del combate.

Como filmó el propio comentarista de WWE para después publicarlo en Instagram, el actual Campeón de Parejas SmackDown tenía ganas de bromear y parece que tiró al suelo al ex luchador.

«El tipo es una maldita pesadilla. Me sentí violado».

 

Probablemente cosas como esta, cuando las cámaras no miran, suceden más de lo que pensamos. Pero solo tienen la ocasión de verlo quienes están en la arena. Seguro que muchos recuerdan todavía cuando Randy Orton preguntó a alguien de WWE si ya habían dejado de filmar en un show televisado para poder levantarse. Estaría bien que hubiera más cámaras para ver todo lo que sucede en un show.

Continuando con el Nuevo Día, los reyes de la división de duplas no están llamando mucho la atención más allá porque están involucrados en la actual rivalidad de Kofi Kingston y el Campeón WWE. En cuanto a este, obviamente va a continuar su historia con Orton hacia Clash of Champions 2019.

Advertisements

Hablamos de