El sábado surgió la noticia que ha descuadrado a seguidores y sobre todo, analistas. Al contrario de lo que se preveía desde principios de año, NXT no pasaría a emitirse por FS1, como parte de la alianza entre SmackDown Live y FOX. Ahora, lo haría a través de USA Network, la casa de Monday Night Raw. Y con la noticia ya destripada el domingo, los medios esperábamos que WWE anunciase la buena nueva durante el episodio de ayer del show rojo. Pero contra todos los pronósticos, el Imperio McMahon optó por revelarla a primera hora de hoy.

WWE hace el anuncio oficial: NXT llega a USA Network

 

Vince y sus juegos de guerra


Venimos analizando en SÚPER LUCHAS los puntos flacos de este movimiento encaminado a contrarrestar al programa semanal de TNT. Y de momento, lo cierto es que todo arroja tremenda cantidad de sombras acerca del éxito de la estrategia. Comenzando por la manera en que de primeras WWE decide oficializar el acuerdo: a través de sus redes sociales.

Nadie duda de la gran capacidad de difusión que esta herramienta permite, sobre todo en el caso de WWE, quien solamente dentro del cosmos tuitero cuenta con más de 10 millones de seguidores. Sin embargo, desaprovechar la oportunidad de lanzar la noticia al mundo bajo USA Network, la inminente nueva casa de NXT, y en mitad de un episodio de Raw, a todas luces parece ilógico. Además, considerando que Triple H se encontraba ayer tras bambalinas, como ya reportamos.

Igualmente, supimos que Vince McMahon se ausentó del episodio. ¿Quizás el motivo de tal cambio de planes, como diría Dave Meltzer? En cualquier caso, obviando esta posibilidad, me atrevo a decir que WWE lanzó un mensaje a su competidora. Lejos de la intensa campaña de márquetin que AEW y TNT están llevando a cabo desde finales de julio, el gigante estadounidense escenifica así que esta guerra es sólo un mero pasatiempo, un mero avatar dentro de sus propios frentes internos.

Y sí, la realidad es que WWE ya tendrá suficientes problemas a partir del 4 de octubre cuando SmackDown Live se estrene en FOX. Esta cadena exigirá importantes cifras de audiencia al programa, justo en el peor momento de ratings en la historia de la marca azul. Una dinámica que a día de hoy, echando un vistazo al producto, se antoja complicada de darle un vuelco.

NXT USA Network
WWE

Mi pregunta sería, entonces, por qué enfrascarse en una guerra que ellos mismos han convertido en directa. Pues aunque AEW escogió los miércoles para emitir su programa semanal en TNT, NXT siempre ha tenido a WWE Network de plataforma. La competencia como tal; véase, televisiva, llega ahora por obra y gracia de Vince. Una guerra de la que irónicamente podrían salir escaldados, después de tanta soberbia mostrada.

Hablamos de