Beterbiev derrotó a Gvozdyk y lo despojó del cinturón de peso semicompleto del Consejo Mundial de Boxeo.

Artur Beterbiev logró doblegar a Oleksandr Gvozdyk luego de llevarlo a la lona 3 veces durante en combate, siendo detenido en el décimo round.

Aunque el boxeo de Gvozdyk fue más fino, fue doblegado por la pegada de Beterbiev. La pegada y la estrategia. Después de la primera caída, Gvozdyk perdió el rumbo.

Aunque fue más un empujón, el réferi decidió que el ucraniano había caído por un golpe. Sin embargo, fue un aventón que Beterbiev le dio Gvozdyk, provocado por un enganche.

Y es que el enganche, los empujones y los golpes de conejo fueron las acciones más recurrentes en el boxeo de Beterbiev.

Esto provocó que Gvozdyk se saliera de su plan de ataque, principalmente para evitar que le cayeran los golpes de conejo y el enganche que lo dejaba mal parado.

Y fue precisamente eso que de estaba mal parado lo que le costó dos resbalones y tres caídas. De repente quedaba fuera de distancia y a la hora de separarse terminaba en el piso.

O era mandado a la lona por golpe legal por pelear a la corta distancia.

Principalmente los upper cuts de Beterbiev le dificultaron la noche a Gvozdyk, porque le entraron todos los que le mandó.

Así que tras dos caídas más, el réferi determinó que había sido demasiado castigo para el ucraniano y paró el combate.

Beterbiev derrotó a Gvozdyk. 

Fue nocaut técnico en el décimo round. Beterbiev puso en la línea el cinto semi completo de la Federación Internacional de Boxeo y le quitó el del Consejo Mundial de Boxeo a Gvozdyk. Ahora aspira a buscar los otros cinturones, que están en poder de Sergey Kovalev (campeón OMB) y Dmitry Bivol (campeón de la AMB).

 

 

Advertisements
Anuncios