Si pensábamos que con All Elite Wrestling y su debut en PPV a través del evento Double Or Nothing se acabarían las sorpresas agradables de mayo, la realidad es que hemos estado paralizados con las impensadas declaraciones que diera Jon Moxley, el otrora Dean Ambrose, a Chris Jericho acerca de su salida de WWE.

En esta ocasión les traemos la charla en la que Jon Moxley le anunció a Vince McMahon y Triple H que dejaba WWE:

«Obviamente, ese fue el rumor instantáneo tan pronto como se filtró mi salida: ‘Oh, él va a ir a AEW’… pero la gente no sabía nada, ¿está bien? Escuché todos los rumores posibles y recibía mensajes de texto todos los días con capturas de pantallas o un enlace, lo que sea, preguntándome si esta u otra información era cierta. Supongo que el silencio vuelve locos a las personas y yo solo estaba en silencio. Las personas solo quería saber si era verdad o no y la gente que se suponía que debería saberlo, me imagino que entre ellos deberían de haber estado hablando de eso para que mantuvieran intentando enviarle el nuevo contrato. Yo les decía ‘está bien’. Por ejemplo, una semana alguien vino y me dijo: ‘La próxima semana nos vamos a Arabia Saudita, tuvimos un acuerdo grande con ellos, y se avecina tu nuevo contrato, ¿sabes?’ Y yo les respondía: ‘Está bien, de acuerdo’. No les decía todavía que me iba a ir.

Dean Ambrose – WWE

«Estaba esperando para decirles que no renovaría porque estaba disfrutando el tener la oportunidad de que me enviaran un nuevo contrato y entonces justo allí decirles: ‘No me interesa’. Estaba esperando ese momento muy entusiasmado porque no sabía cómo iban a reaccionar eventualmente, pero no llegó ese momento, entonces el fin de semana de Royal Rumble llegó y creo que me tocaba trabajar en algo con Seth [Raw] el lunes en Raw y Mark Carrano [Director de Relaciones con el Talento] me dice: ‘El lunes está llegando tu nuevo contrato y Hunter [Triple H] quiere dártelo personalmente’. Y yo simplemente no pude contenerme, estábamos en una sesión de Axxess o algo así. Ya no pude aguantarlo más y le dije: ‘Amigo, mira, en 114 días o la cantidad que sea, me marcho’.

«Eso fue lo mismo que le dije a Vince también y lo mismo que también le dije a Hunter. A ambos les dije que no era una decisión que había tomado a la ligera. Esto había sido algo que estaba por llegar desde hace tiempo: ‘No voy a cambiar de opinión. No se trata de una cosa en particular. Esto no es una decisión emocional, esto realmente está sucediendo. Me voy y está bien'».

Sin duda se puede concluir que Dean Ambrose estaba molesto y triste por su situación con WWE. Por fortuna, en Double Or Nothing su sonrisa salió a flote y se espera que tenga mucho éxito en AEW y en las independientes, dándonos luchas que suenan increíble en el papel como el próximo encuentro en contra de Pentagón Jr.

Advertisements
Anuncios
Hablamos de